Di María y Banega se encargan de darle el triunfo a Argentina

En la reedición de la final de hace un año en la Copa América, Argentina y Chile se volvieron a enfrentar esta vez en terreno neutral en un abarrotado Levi`s Stadium, que vio como la albiceleste se impuso dos goles a uno ante la roja.

El equipo de Gerardo Martino salió a la cancha sin Lionel Messi y sin Sergio Agüero habituales en el once estelar argentino, sin embargo el equipo rioplatense salió con convicción al ataque y tuvo más llegada y mejores ocasiones que Chile durante el primer tiempo.

En la reanudación durante el complemento, Argentina logró encontrar el gol en los pies de Ángel Di María a los 51 minutos tras una la habilitación de Ever Banega. El Fideo definió a primer palo batiendo la resistencia de Claudio Bravo. Pocos minutos después se invirtieron los roles y fue Di María el que asistió a Banega, quien también definió al primer poste de Bravo, que no pudo hacer nada tras un desvió que tuvo el balón en su trayectoria para el segundo tanto argentino.

Con el resultado de dos goles a su favor, Argentina intento limitar el juego chileno y generar alguna ocasión para anotar el tercero y liquidar el juego, sin embargo no pudo hacerlo y fue Chile el que logró descontar en la última jugada del juego por medio de José Fuenzalida a los 93 miuntos de partido tras una pésima salida de Sergio Romero.

Con el triunfo Argentina asume el liderato del grupo junto a Panamá, contando ambos con la misma diferencia de gol, estas dos selecciones se medirán en las segunda fecha del grupo en la ciudad de Chicago, mientras que Chile tratará de recuperar terreno para intentar defender su título ante Bolvia en Foxborough, Massachusetts, juegos que serán disputados durante el viernes.